Blogia
Falange Montañesa

PAJIN VUELVE A LA ESCUELA

PAJIN VUELVE A LA ESCUELA

En el día de hoy, ridículo y emboscado el partido socialista, han alcanzado las miserias parlamentarias sus cotas más elevadas. La decencia ha terminado. Madrid, 22 de febrero de 2012. La indocumentada, Pajín.

Hoy podría haberse recibido un parte similar en cualquiera de las sedes parlamentarias nacionales, regionales, provinciales, locales o cantonales. A cuento de la parodia parlamentaria donde sus señorías justifican con su regia presencia los disparatados emolumentos que reciben, hemos podido comprobar que el socialismo rubalcabiano, o rubalcabista está en todo su apogeo. Una reputada sociata de las de puño en alto y "famélica legión" ponía cara de pena para decirle al ministro de turno que los escupidores, maleducados y cretinos que juegan a los revolucionarios en Valencia no son enemigos, sino sus hijos. Y es que los rojetes están por encima de la ley; los rojetes pueden pasarse la ley por el forro porque no va con ellos; el colorao no pide permisos para manifestarse, lo hace cómo y cuando quiere y el policía es un funcionario que cobra para aguantar sus escupitajos y sus mamarrachadas porque son...los hijos de la señora diputada socialista.

La guinda, como no, la puso la bien pagá. Leire, la Pajín, la hija de la tránsfuga, la que se agrupa en la lucha final, suponemos que para justificar la morterada que se lleva cruda cada mes, se levantó y con ese aspecto angelical entre manatí y monstruo de Tasmania, eructa por su boca la constatación de que es una absoluta indocumentada o la más cínica de las arpías, o lo más probable, una peligrosa mezcla de las dos cosas. Dijo Leire, mientras se alzaba como los parias de la tierra y los esclavos sin pan, que las becas las trajeron los socialistas y las quitan los del Partido Popular. Así, con dos cojones y sin ponerse colorada, descubre que Francisco Franco, el peligroso fascista, el genocida universal, era SOCIALISTA. Probablemente compartió tortilla con aquella banda de facinerosos que han venido y vienen mangoneando el PSOE desde tiempo inmemorial.

Cuantos hombres y mujeres de provecho para el país procedentes de familias humildes o humildísimas, de la ciudad o el campo, del rincón más recóndito de la geografía española, pudieron convertirse en médicos e ingenieros, en abogados y jueces, en físicos o periodistas gracias a estar becados por el Estado Nacional tras demostrar su valía y sus posibilidades. Los socialistas  en muchas ocasiones no han necesitado becas porque con inventarse la titulación han tenido suficiente. Ya saben pues los miles y miles de españoles que consiguieron sus títulos universitarios entre 1940 y 1975 becados se lo deben exclusivamente a los socialistas. Mientras el nuevo ministro se limitó a negar que ellos hayan quitado ninguna beca, pero no supo o no se atrevió a dejar a esta iletrada en evidencia; tal para cual.

Y es que ahora que Leire va despacio va a contar mentiras, tralará.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres